lunes 20/9/21

6 métodos diferentes sobre cómo limpiar el bronce sin estropearlo

Cómo limpiar el bronce: si quieres dejarlo como nuevo, sin estropearlo, estos métodos son infalibles
6 métodos diferentes sobre cómo limpiar el bronce sin estropearlo Foto: Pexels
6 métodos diferentes sobre cómo limpiar el bronce sin estropearlo Foto: Pexels

Si quieres saber cómo limpiar bronce sin estropearlo, debes saber que cuentas con varios métodos para hacerlo fácilmente. Aquí te lo vamos a contar todo con detalle. 

Ponte a ello y prepárate para que luzca perfecto, nunca antes había sido tan fácil dejarlo como nuevo. Seguro que cuentas con muchos consejos para limpiar tu casa, si este faltaba entre ellos, anótatelo.

Olvídate de las dudas que te surjan sobre cómo limpiar el bronce, todas las respuestas las tenemos nosotros para garantizarte el mejor resultado. No te despistes que comenzamos con ello. 

 

1. Productos especializados en limpiar bronce

Lo primero que no puede faltar en tu lista de soluciones a cómo limpiar bronce son los productos especializados. Imprescindibles. 

Muchos son los productos que puedes encontrar en el mercado, especializados en limpiar el bronce sin dañarlo. Si ves que el material se está volviendo opaco, es momento de actuar. 

Por el precio no te preocupes, estos no cuentan con un coste muy alto y si optas por esta alternativa contribuirás a agilizar el proceso de limpieza. 

Busca una tienda especializada y ponte a ello cuanto antes.

 

Trucos para limpiar la mampara de la ducha sin esfuerzo

 

2. Baña el producto en vino blanco caliente

Claro que si en vez de recurrir a productos especializados, quieres optar por trucos caseros, no te preocupes, de eso también tenemos. Una cosa tienes que tener clara: hazlo con sumo cuidado.

Uno de los que debes anotar es limpiar el bronce usando vino blanco. Este aportará una solución perfecta para tus objetos de bronce. 

Sumérgelos en vino y déjalos reposando en torno a unos 15 minutos, pronto verás cómo la suciedad adherida al objeto se irá desprendiendo con facilidad. 

Trucos para limpiar tu casa sin lejía de la forma más natural y efectiva

 

3. Bicarbonato y limón para recuperar el brillo del bronce

Otra alternativa que puedes valorar para dar respuesta a cómo limpiar bronce es optar por el bicarbonato y limón, que restaurarán su brillo de nuevo. 

Mezcla el bicarbonato y el limón con agua tibia. A continuación, y con ayuda de un pulverizador, rocía el objeto. Después limpia el objeto, quitándole la suciedad con un trapo de microfibras.

Como puedes ver, acabar con la suciedad es de lo más sencillo. 

 

¿Sigues estos pasos a la hora de limpiar tu sofá de tela?

 

4. Vinagre, agua y sal para ver tu objeto de bronce como el primer día

Si quiere que tu objeto de bronce luzca como el primer día, puedes limpiarlo con vinagre, agua y sal. 

Tanto el vinagre, como la sal son dos sustancias perfectas para higienizar, cuando los mezcles con agua te ayudarán a restaurar y dejar tus objetos de bronce como nuevos. 

Lo que tienes que hacer es preparar esta mezcla en un envase, sumerge un trapo de microfibras y procede a limpiar el objeto. 

 

5. Agua y jabón neutro, un clásico para limpiar metales

En este listado no puede faltar un clásico para limpiar metales: agua y jabón neutro. Si el objetivo es dejar reluciente el cobre, este truco casero será ideal. 

Sólo necesitas agua y jabón líquido para dejar perfectas las superficies cromadas. Humedece un paño en dicha solución y frótalo con suavidad. 

Una vez hayas enjuagado el objeto, procede a secarlo con cuidado, empleando para ello un trapo de microfibra o una toalla y listo. 

Trucos para limpiar un colchón de forma sencilla y que quede perfecto

 

6. Limón, vinagre, amoniaco y agua para quitar el polvo del bronce

El último consejo que nos queda para darte solución a la duda de cómo limpiar bronce es hacerlo con limón, vinagre, amoniaco y agua. 

Lo primero que tienes que hacer es mezclar todo en un recipiente y con el resultado podrás hacer que tus objetos de bronce pierdan el polvo y recuperen el brillo. 

Para ello, debes sumergirlos durante unos 5 minutos y secarlos posteriormente con cuidado. 

Hasta aquí todo lo que necesitabas saber sobre cómo limpiar bronce sin dañarlo, ya no tienes excusa para que reluzcan como el primer día. 

Échale un ojo a todos los trucos y elige el que quieras, cualquiera de ellos acabará con la suciedad no deseada. 

 

Cómo limpiar la lavadora por dentro y acabar con los malos olores

 

6 métodos diferentes sobre cómo limpiar el bronce sin estropearlo