miércoles 21/10/20

¿Insatisfyer? Razones por las que este 'juguete' no es para ti

No eres la única a quien no le funciona el Satisfyer como le gustaría. Atenta a las razones por las que este succionador no es el perfecto para ti
¿Insatisfyer? Razones por las que este 'juguete' no es para ti. Foto Unsplash.
¿Insatisfyer? Razones por las que este 'juguete' no es para ti

¿Insatisfecha con el Satisfyer? Es el succionador de moda aunque existen razones por las que el succionador de clítoris no es para ti.

Orgasmos fáciles y rápidos es lo que promete este succionador. Amor y odio a partes iguales. Lo que a unas les encanta, otras lo odian. No, no eres la única que no consigue un orgasmo rápido, sin esfuerzo y de lo más placentero.

Porque sí, cada mujer es diferente. Lo que te pase a ti, no le tiene por qué pasar a tu vecina. Existen razones por las que el Satisfyer no te aporta el resultado que promete. En cambio, otras mujeres han pasado a un siguiente nivel, borrándose hasta el Tinder.

 

Averigua todo lo que puedes sentir si crees que el succionador de clítoris no es el ideal para ti.

Razones por las que el succionador no es para ti

El Satisfyer te proporciona, en teoría, orgasmos en menos de tres minutos. Un "fast food" de los orgasmos en toda regla.

Es decir, el foco se centra en el orgasmo, provocando la obsesión por conseguirlo, en lugar de disfrutar todo lo que conlleva el placer y la excitación.

Según usuarias y diversas campañas de marketing, basta con encenderlo y usarlo. No, esto no es suficiente. Usarlo sin estar en un proceso de excitación y pretender que te concedan el milagro del orgasmo de la nada, es un error tremendo.

Además, el Satisfyer ha provocado una especie de "adicción". Masturbarte siempre de la misma manera para llegar al orgasmo, conlleva que no disfrutes igual del sexo en pareja y que tengas más dificultades para llegar al orgasmo como antes.

Razones por las que este succionador no es para ti

No estás apuntando bien

Si tu relación con el succionador no funciona, puede ser porque no estás apuntando en el sitio correcto ni con la potencia adecuada para ti.

Sigue las instrucciones del fabricante. Separa con los dedos los labios de la vulva, dejando el clítoris visible y coloca el aparato de forma que el clítoris quede dentro del cabezal. Enciéndelo en el nivel más bajo de masaje y regula la potencia.

Puedes moverlo ligeramente y aumentar o disminuir la potencia hasta encontrar la que más se ajuste a ti. 

Exceso de sensibilidad en la zona

No serás la primera ni la última mujer que tenga el clítoris muy sensible por falta de estimulación. Una estimulación tan directa como esta, puede provocar una sensación de cosquilleo antes que de placer.

Si te consideras demasiado sensible, no te preocupes. Si has seguido todas las recomendaciones de uso y continúa siendo molesto, tranquila. Este juguete en concreto no es el mejor para ti y no pasa nada por no usarlo.

No todos los succionadores son para todas las mujeres

A cada mujer le gustan unas cosas y le funcionan determinados juguetes sexuales, solo tienes que averiguar qué es lo que a ti te gusta.

Puede que simplemente el tuyo no sea el Satisfyer, por mucho que tus amigas te lo hayan recomendado. Que algo esté de moda o le funcione a la mayoría de las mujeres, no significa que tenga que funcionar contigo.

Razones por las que este succionador no es para ti_1

Antes de darte por vencida en cuanto al succionador o de agobiarte, conócete a ti misma y ten claro lo que te gusta y lo que no. Así podrás escoger mejor un juguete sexual que se adapte a ti.

Si no es para ti, guárdalo y sonríe. ¡Hay mil formas de conseguir orgasmos de escándalo sin necesidad de emplear un Satisfyer!

9 zonas erógenas para quererte más y disfrutar a tope del sexo

 

Sigue nuestras noticias en:

¿Insatisfyer? Razones por las que este 'juguete' no es para ti
Comentarios