miércoles. 10.08.2022

¿Cómo funciona un sistema de alarma para una casa?

<p> ¿Cómo funciona un sistema de alarma para una casa? </p>
<p> ¿Cómo funciona un sistema de alarma para una casa? </p>

Aunque sean algo cada vez más extendido, no todo el mundo sabe cómo funciona una alarma para casa. Estas instalaciones, generalmente bastante sencillas, hacen todo lo posible por ofrecer la seguridad que sus propietarios desean y necesitan y, para ello, siguen unos patrones de comportamiento comunes y bastante eficaces. Patrones sencillos y que, además, se llevan a cabo en un tiempo récord.

¿Y cuáles son estos patrones? Como vamos a ver a continuación, se rigen por un sistema dividido en cuatro fases que va desde el momento en el que los sensores detectan una anomalía hasta que se avisa, o no, a las autoridades. Todo eso se hace con suma rapidez, a pesar de que haya varios pasos intermedios vitales para que el sistema no solo avise rápido, sino también para que se evite llamar a las autoridades por error.

Así es el funcionamiento de las alarmas para casas

El funcionamiento de las alarmas para casas es bastante sencillo. De hecho, todas siguen exactamente el mismo protocolo, ya que es el que ha demostrado ser más eficaz a la hora de garantizar la protección y seguridad de las posibles personas afectadas. Si quieres saber cuál es y cómo se desarrolla, solamente tienes que seguir leyendo, vamos a detallarlo paso a paso y punto por punto:

1 - Sensores

El procedimiento de funcionamiento de una alarma siempre comienza de la misma manera: a través de sus sensores. En caso de intromisión en el domicilio, o de cualquier presencia no deseada, los sensores se encargan de detectarla en el menor tiempo posible.

Cabe mencionar que su capacidad para detectar depende del tipo de sensores que se tengan instalados. Hay sistemas de alarmas que funcionan por foto-detección, otras por vídeo-detección... Asimismo se puede contar con sensores para detectar el intento de forzar puertas, la rotura de ventanas... o incluso si hay mascotas en casa, para evitar avisos en falso. Sea como fuere, si hay un intruso, los sensores lo detectarán y notificarán a la central de la alarma.

2 - Central Receptora de Alarmas

Cuando la central de la alarma recibe la señal de los sensores, automáticamente la manda a la Central Receptora de Alarmas, la "centralita" de la que se encarga el equipo de seguridad al que se contrate el sistema de alarmas. En caso de haber montado un sistema por cuenta propia, te acabarás ahorrando las cuotas mensuales, pero, por otra parte, serás tú mismo quien tenga que hacer de central.

Sea como fuere es la centralita la que recibe tanto el aviso como los materiales. Es posible que el sistema de seguridad haya enviado fotografías o, directamente, vídeo grabado o en directo. Todo depende de lo que se haya contratado a la empresa en cuestión y del sistema que se haya instalado en la vivienda.

3 - Análisis de la posible intrusión

Cuando la centralita recibe todos los datos, procede a analizarlos para comprobar si, en efecto, hay algún tipo de intrusión en el recinto. Averigua qué ha sucedido en el hogar en cuestión y valora si, en efecto, ha tenido lugar una invasión del sitio. Mientras lleva a cabo este procedimiento, avisa al mismo tiempo a los propietarios de la vivienda para que estén informados.

Generalmente, en este punto los mismos propietarios pueden resolver el incidente en caso de que haya sido un aviso en falso, simplemente apagando la alarma tras hablar con la central de la empresa en cuestión. No obstante, en el caso de que haya una intromisión real, el proceso sigue adelante con el paso final.

4 - Aviso a las autoridades pertinentes

Una vez la Central Receptora de Alarmas puede confirmar, junto con el cliente, que ha habido algún tipo de emergencia, sea robo o intrusión de cualquier clase, sus profesionales se encargan de avisar a las autoridades pertinentes de inmediato. En este caso, pueden contactar con la ambulancia, con los bomberos o incluso con la policía, en función del tipo de problema que se haya dado en el lugar en cuestión.

Actúan con la mayor celeridad posible y avisan a las autoridades más adecuadas para poder garantizar la seguridad de los posibles afectados.

Este proceso que acabamos de detallar es por el que se rigen la inmensa mayoría de alarmas para hogares una vez se han contratado e instalado. Cabe mencionar, como ya hemos adelantado anteriormente, que hay veces en las que no hay central receptora de alarmas. Esto se da, principalmente, cuando no se contratan los servicios de una empresa de seguridad.

¿Qué ocurre en estos casos? Que es el propio usuario el que debe observar las imágenes en caso de aviso y valorar si hay intrusión o no, como también debe encargarse de llamar a las autoridades si fuera necesario. Por suerte, en la mayoría de alarmas sí hay un servicio central que se encarga de todo esto, y lo que es mejor, lo hace en cuestión de segundos para poder actuar con la máxima celeridad y garantizar toda la protección posible.
 

¿Cómo funciona un sistema de alarma para una casa?